Se quedan en casa para fabricar un ventilador y caretas con sus impresoras 3D.

Un grupo de jóvenes universitarios acató la instrucción de quedarse en casa, pero lo hizo para elaborar ventiladores y caretas con sus impresoras 3D.

En lo que va de la cuarentena, los estudiantes han fabricado y donado más de 800 caretas en hospitales de Guanajuato, Estado de México, Ciudad de México, Puebla e Hidalgo, de donde son originarios.

Fausto Eduardo Lugo Barrios, de  24 años de edad, recién egresado de la carrera de Física en el Tecnológico de Georgia explicó cómo él y sus amigos, integrantes del proyecto Qubit-Tech decidieron ayudar al personal médico que atiende a pacientes contagiados de COVID-19.

https://www.facebook.com/QubitTech3D/

“Al ver cómo estaba evolucionando la situación en otros países, ver cómo se estaban complicando las cosas, le comenté a mis compañeros de cómo nosotros podíamos apoyar con nuestro conocimiento, con nuestras herramientas, para apoyar en esta situación a nuestro sistema de salud, en caso de que hubiera un colapso, como se ha dado en otros países y fue así como entre todos se dio esa idea”, dijo.

El proyecto inició con la fabricación de un ventilador cuyas piezas fueron diseñadas en computadora e impresas con equipos 3D con los que los jóvenes prestan sus servicios.

“Nuestro  primer prototipo estaba basado en un principio muy sencillo, que es con ambu, que es la bolsa que utilizan los médicos para oxigenar a las personas, lo que hacíamos básicamente era con una forma mecánica y con programación presionarla para que pudiera oxigenar a una persona sin necesidad de tener al médico.”, contó Antonio Aguilar Campa, de 20 años de edad, estudiante de Robótica Industrial en el Instituto Politécnico Nacional e integrante de Qubit-Tech.

https://twitter.com/qubit_techmx?s=09

Mientras avanzaban en el diseño del ventilador, los estudiantes decidieron comenzar a fabricar caretas de protección para el personal médico que atiende a pacientes contagiados.

En internet accedieron a un prototipo y comenzaron su fabricación en serie tras realizar algunos cambios en el proceso de impresión.

“Iniciamos esta donación hace unas dos semanas. Llevamos aproximadamente ocho caretas de la cuales unas 750 ya están o ya llegaron a su destino final, algún hospital, algún centro médico, y 50 faltarían todavía por ser enviadas, pero sí aproximadamente han sido 800 caretas”, dijo Eduardo.

Luis Ramón Vera Gerónimo, también estudiante de Robótica Industrial en el IPN y uno de los diseñadores, explicó cómo elaboran las caretas.

“Consultamos muchas fuentes, hay una basta comunidad de sitios donde puede la gente subir sus modelos en 3D y de hecho buscamos uno que fuera fácil de imprimir y que fuera seguro y bastante sencillo de imprimir, práctico.

“En nuestro caso optamos por este de aquí, que es un diseño bastante sencillo, pero muy funcional, funciona como un armazón al que se le coloca una hoja de acetato y queda algo así, el acetato puede variar de calibre y entre más delgado es el calibre, menos es su duración, en este caso nosotros estamos usando un acetato de calibre alto para alargar la vida útil  de estas caretas”,expresó.

https://www.instagram.com/qubit.tech/

Los estudiantes han avanzando en el diseño del ventilador, que aún no concluyen, y en la fabricación de las caretas gracias a donativos.

“Es a través de las donaciones y los apoyos de la gente que se ha interesado, que nos ha apoyado, que nos ha visto en redes sociales y a través de la difusión que se le ha dado en los medios, y con esos apoyos hemos logrado producir estas caretas y enviárselas a las personas o a los médicos que se han puesto en contacto con nosotros para justamente distribuirlas”, dijo Eduardo.

Actualmente los universitarios están en busca de más recursos para continuar con la elaboración de las caretas y del ventilador de bajo costo.

“Cuando iniciamos el proyecto, que fue más enfocado a los respiradores, si corrió todo por nuestra cuenta, ya como dijo mi compañero después comenzó a venir mucha difusión por parte de los medios, cosa que agradecemos bastante, empezamos con lo de las caretas y nos empezaron a llegar recursos de personas que nos habían donado, entonces ya la mayor parte de las caretas son donadas con los recursos que nos hicieron llegar las personas a nosotros, nosotros ponemos lo que es la manufactura”, expresó Ramón..

Aunque aseguran que no era la forma en la que esperaban hacerlo, reconocen que la pandemia ha permitido que pongan en práctica sus conocimientos y habilidades adquiridas como estudiantes.

“Ahorita es el momento en que todos debemos estar unidos y tratar de sumar lo más que se pueda, también hacer un llamado a siempre tratar de respetar, digamos, los protocolos de seguridad que ya están establecidos, tampoco tratar de hacer mucho y poner en riesgo la salud de una persona, ese sería mi comentario, respetar lo más que se pueda los protocolos y ayudar en la forma en la que se pueda”, agregó.

“Todos tenemos diferentes medios de ayudar, independientemente de si estamos estudiando alguna ingeniería, Ciencias de la Salud, o si no estamos estudiando, todos tenemos una forma de ayudar y tenemos que ponerla en práctica porque hoy más que nunca es un momento de reflexionar y de apoyarnos todos, de sumar más juntos, creo que tal vez nuestra iniciativa puede servir de inspiración para que la gente tome conciencia de esto”, dijo Luis Ramón.

El equipo puede ser contactado a través de sus cuentas de Facebook  https://www.facebook.com/QubitTech3D/  Twitter https://twitter.com/qubit_techmx?s=09 e Instagram https://www.instagram.com/qubit.tech/