Huexca Medio Ambiente Nacional

Construye CFE ilegalmente acueducto del Proyecto Integral Morelos

El acueducto del Proyecto Integral Morelos (PIM) con el que la CFE pretende llevar agua del Río Cuautla a la central termoeléctrica de Huexca, en Yecapixtla, se construyó ilegalmente

Integrantes del Frente en Defensa de la Tierra y el Agua, Morelos, Puebla y Tlaxcala, revelaron que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) no contaba con los permisos necesarios para concluir la obra para que incluso desalojó un plantón que opositores al proyecto mantenían en San Pedro Apatlaco, Ayala, desde hace cinco años.

A través de un comunicado los activistas informaron que a raíz del segundo incidente de violación a la suspensión en el amparo que el ejido de Moyotepec obtuvo, en el que se señalan las contradicciones entre el informe rendido por Conagua el 5 de octubre de 2020, que señaló en esa fecha que no existían los permisos para la construcción del acueducto ni la autorización de la cesión del agua de la Planta de Tratamiento que desemboca al Río Cuautla, ; con las declaraciones del Director del Organismo Cuenca Balsas que señaló que la Conagua ya había otorgado todos los permisos.

“Con base a este planteamiento de contradicciones en el incidente, sobre lo que declara la Conagua en el amparo y lo que declara su Director en medios de comunicación, el 15 de febrero de 2021, la Directora de Asuntos Jurídicos en el Organismo Cuenca Balsas de la Conagua, reafirmó que no se ha emitido permiso alguno para la construcción del acueducto sobre la zona federal del Río Cuautla.

“Que no ha dictado autorización alguna para el cambio de uso de agua de agrícola a industrial. Que tampoco se ha expedido autorización alguna para que el Sistema de Agua Potable y Saneamiento de Cuautla deje de verter las aguas de la Planta Tratadora Rociadores de Cuautla (PTAR)”, expresaron.

Lo anterior, aseguraron, confirma que el acueducto no cuenta con permisos para funcionar porque los ejidos no han cedido el agua para la termoeléctrica.

“Construyó ilegalmente la CFE en el cause del Río e instaló una bóveda de cemento en su interior, así como la ocupación de manera ilegal las aguas de la PTAR para las pruebas de funcionamiento de la termoeléctrica.

“El desalojo del plantón de Apatlaco y la culminación del acueducto con Guardia Nacional se hizo sin permisos y el convenio firmado entre ASURCO y la CFE anunciado como aval para reiniciar las obras, no procede legalmente y solo pudiera cobrar vigencia si los ejidos se desistieran de los amparos y de la lucha”, señalaron.

A través de redes sociales los integrantes del Frente recibieron copia del supuesto convenio firmado entre Asurco, la CFE, la Conagua  y la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural para la instalación del acueducto.

“Rogelio Plascencia, presidente de Asurco, no dio la cara para mostrar un convenio que debió ser transparente, según las mismas recomendaciones que hizo la UNESCO en 2019 y según la obligación que debe tener un Presidente para con su asociación, obligándose a rendir cuentas y ser transparente con los socios que representa.

“Con motivo que dicho Convenio habla de recursos públicos, es un documento de interés público y de interés especial de los más de 6000 usuarios del Río Cuautla y ante el mismo firmado el 30 de octubre de 2020. Al respecto manifestamos que se observa que el Convenio no cumplió con las expectativas planteadas al Presidente de la República porque se encuentra su nombre en el Convenio como testigo de honor, pero nunca lo firmó. Obrador creyó, o le hicieron creer, que los ejidos iban a decir que sí aceptan la cesión de su agua, pero no fue así”.

Además, de los 26 ejidos y 9 pequeñas propiedades que Rogelio Plascencia asegura firmaron el Convenio, solo  de12 ejidos signaron sus cuatro delegados y de ellos, solo 3 tienen derecho a una porción de las aguas de la PTAR, pues se encuentran aguas abajo de la PTAR.

De los 32 ejidos que conforman ASURCO, 10 se encuentran aguas arriba de la PTAR, 7 son escurrimientos y uno se contempla como ejido cuando es pequeña propiedad y por tanto solo tiene derecho a dos delegados. 

“Estamos hablando que 18 de los 32 ejidos no tienen ningún derecho y disfrute de las aguas de la PTAR y son los principales que firman el Convenio de Rogelio Plascencia.

“Rogelio Plascencia contempla dentro de su cuenta de 26 ejidos a favor, su firma y la de Martín Ortíz, en representación de los ejidos de Moyotepec y Tenextepango, donde solo firma uno de los cuatro delegados, habiendo acuerdos de asamblea que dieron la negativa, respaldadas en actas debidamente requisitadas, contraviniendo Rogelio Plascencia como delegado de Moyotepec y Martín Ortíz como Presidente de Comisariado de Tenextepango, los acuerdos de sus asambleas, lo que deberá implicar su destitución del cargo.

“Existen duplicidad de delegados, enlistándose en algunos ejidos hasta 7 delegados, cuando el máximo son 4. Los delegados se cambian cada 3 años y hay delegados, como en el caso de Anenecuilco que no se han renovado y siguen firmando las mismas personas, aunque no estén respaldadas por una asamblea celebrada para el presente periodo. Cinco de los ejidos que no firmó nadie, como Ayala, San Juan Ahuehueyo, San Vicente de Juárez, Rafael Merino y el Salitre, son los directamente afectados e interesados en las aguas de la PTAR”.

Por estas razones, agregaron, la termoeléctrica no puede funcionar pues está impedida para utilizar las aguas del Río Cuautla y de la planta de Tratamiento Rociadores de Cuautla.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: